Breves Gente |

Licenciado que se graduó con 10 aún no entiende si lo de “fuga de cerebros” es con él

estudiante

Giovanni Quevedo, un joven venezolano comunicador social de la Universidad Católica Andrés Bello, graduado hace 2 años con un promedio general de 10,11 y que ahora vive en Madrid, no comprende si en la fuga de cerebros que afecta al país lo están considerando a él. “En verdad yo lo que hago es dormir. Además, siempre fui un mediocre, no me da pena admitirlo. Entonces cuando me preguntan si me fui de Venezuela como parte de la ‘fuga de cerebros’ yo no sé que decir. No es que yo era un cerebro. Solo me gradué con 10 y la carrera me tomó 11 años. En verdad yo lo que hacía era beber en la universidad, en tal caso yo fui una fuga de hígado, como mucho.”

cargando...