Precandidatos responden preguntas sonriendo y pidiendo que voten por ellos

Los seis precandidatos de oposición que se presentaron en el debate de este domingo respondieron las más incómodas preguntas realizadas por los periodistas con un gran sonrisa y una petición en común: “Porfis, voten por mi, gracias Venezuela”.

En los 8 segundos que le dieron para responder cada pregunta, Henrique Capriles fue interrogado sobre su postura ante el subsidio de la gasolina, a lo que respondió con una sonrisa y diciendo lo bien que lo había pasado en la Gobernación de Miranda. Por su parte, el gobernador del Estado Zulia, Pablo Pérez, contestó a la pregunta sobre el control de cambio haciendo el baile del robot y luego pidiendo que voten por él en lenguaje sordomudo. Finalmente, Diego Arria dio su opinión sobre la educación gritando “¡Régimen!” ciento cincuenta veces y luego intentando sonreír; lo que, evidentemente, le fue imposible.

Carla Ramírez, televidente que siguió paso a paso el desarrollo del debate, opinó: “¿Nadie se dio cuenta? Ninguno decía nada, simplemente sonreían o hacían un bailecito. Fino que haya un debate, es un avance, pero eso no fue un debate nada. Más bien fue como una entrevista goteada. Ni hablar de cuando Pablo Medina prendió el Belmont y se lo fumó en el minuto que duraba su pregunta. No vale, hasta más divertidos estuvieron los comerciales de Sifrinita´s.” Exclamó Carla al enterarse de la triste noticia sobre el creativo de comerciales de zapatos que sobrevivió un ACV.

Noticias Recientes

evo

Isla Presidencial: Los Castillos de Arena

Montaje

CICPC concluye que crucifixión de Jesús fue un ajuste de cuentas

final

Familia celebra última cena con Harina Pan

vinagre

Anuncian total abastecimiento de la mierda esa que no necesitas

Deje un Comentario

2 Comentarios

  1. Carol18227 dice:

    Y qué pasó con las diez mil veces que se dijeron “Buenas noches” entre ellos y a Venezuela ¬¬ Diosss! Las misses se quedaron pendejas jejeje

  2. leojaimes dice:

    Te equivocaste en algo Chigui no fue un belmont eso fue un porrito!