Política |

Luisa Ortega Díaz desciende de los cielos con su manto virginal para asegurar que todos son corruptos menos ella

La exfiscal de la República, Luisa Ortega Díaz, descendió el día de hoy desde la inmensidad de los cielos mientras sonaban cánticos de ángeles —que al igual que los venezolanos no olvidan el pasado de Ortega— y le habló a todos los habitantes de la Tierra para afirmar que todos los políticos chavistas y no chavistas son corruptos, menos ella.

Ortega Díaz, quien bajaba con un destello de luces proveniente del tinte rubio cenizo extra claro de Koleston que usa, aseguró que no estuvo implicada en corrupción durante su gestión en el Ministerio Público. “Oh mis pequeños hijos y Jaua, desde que el vaticano me canonizó y la fe de una que otra señora opositora me convirtió en la Santa Patrona de las peluquerías del Cafetal, pude abrir los ojos y me di cuenta que todos los políticos son corruptos, absolutamente todos, menos yo. Y de esto tengo las pruebas aquí en mi manto celestial, pero se las mostraré cuando logre borrar algunas cositas sin importancia como mi nombre. Siempre fui una persona totalmente pura que hasta cuando encerré a cierta persona, solo lo hice por 13 años en vez de darle cadena perpetua. Por eso les digo que todos los políticos han sucunbido ante las tentaciones de la serpiente maligna y han robado muchísimo. Excepto yo, que lo único que he hecho es estar sentada a la izquierda de nuestro señor, Chávez, perdón Dios”, dijo Ortega mientras se colocaba una corona de oro que no está justificada en ninguno de sus estados de cuenta.

cargando...

Recibe cada semana contenido exclusivo que las autoridades del SEBIN sueñan con tener.