Elecciones Política |

Familia vive milagroso momento de 2 minutos sin hablar de las elecciones

La familia Osorio, natural de Barquisimeto, vivió la noche de ayer un extraño suceso que no se ha visto en los últimos meses en casa venezolana alguna: por un período de aproximadamente dos minutos no se habló de las elecciones presidenciales.

El insólito evento ocurrió cuando Susana, la hija menor, sacó a colación el tema de las nominaciones de varios venezolanos a los Grammy Latino. “Llevábamos 3 meses seguidos conversando únicamente de las elecciones, literalmente. En el desayuno, hablábamos del 7 de octubre, salía a la universidad y todos hablábamos de lo mismo, volvía a la casa y era igualito. Pero no sabemos qué pasó cuando durante un almuerzo, Susanita, mi hermana menor, hizo un comentario sobre los varios venezolanos que quedaron nominados para los Grammy Latinos. Hubo un silencio incómodo, mi papá escupió su bebida y mi mamá se desmayó. Creo que no supo cómo reaccionar a esa situación tan inesperada. Por dos minutos que se sintieron como una semana, mi hermana y yo hablamos sobre música y cosas que no eran política. Al terminar, tuvimos que despertar a mi mamá, quien tuvo que ser atendida por paramédicos que le gritaron cifras de encuestas para que despertara. Al final todo salió bien y retomamos nuestra preocupación enfermiza por las elecciones durante las 24 horas del día.” Comentó Ramón Osorio, hijo mayor de la familia, quien espera que el evento no se repita para evitar que su padre sufra un nuevo infarto.

Valentina Guerrero, doctora del Centro Médico La Trinidad en Caracas, asegura haber recibido múltiples casos de personas que no supieron reaccionar a una conversación no-política inesperada. “Este último mes hemos internado entre 20 y 50 personas a las que les cambiaron bruscamente las conversaciones a diálogos triviales, según hemos visto, mucha gente no sabe cómo reaccionar a esto y se desmayan, vomitan y empiezan a gritar nombres de candidatos y a nombrar partidos políticos. Lo más recomendable es que en el hogar se avise previamente si se va a cambiar la conversación a algo no-político o evitarlas hasta el 8 de octubre. Casi todos los hospitales y clínicas del país se están preparando para recibir cientos de personas que no soportarán la espera de los resultados y morirán por estrés, ataques al corazón y uno que otro atraco.” Explicó la doctora, quien recomendó dormir a las abuelas, mamás y tías ladillas que creen que su candidato “va a ganar” porque lo leyeron en Twitter.

cargando...