Destacada Nacionales |

Cheque enviado al cielo por CANTV casualmente cae en el Comando Hugo Chávez

Cheque_CANTV

Un enorme cheque con el monto de los dividendos obtenidos en 2012 por la telefónica estatal, Cantv, fue enviado simbólicamente al cielo, como ofrenda para el comandante Hugo Chávez y el pueblo venezolano, en Él hecho carne, sangre y espíritu. Sin embargo, como todos sabemos, los globos en verdad no llegaron al cielo; la presión atmosférica los hizo explotar y luego terminaron aterrizando, arrastrados casualmente por el continuo viento caraqueño, en el Comando de Campaña Hugo Chávez.

“¡Es un mensaje de Chávez!” exclamaron los presentes en el comando de campaña oficialista, al ver aterrizar el cheque en el escritorio de Jorge Rodríguez, jefe de la campaña. “¿No ven? El cheque dice ‘para el glorioso pueblo de Venezuela’, y esos, mi hermanito querido, esos somos nosotros. Ya enviamos a una comitiva al Banco de Venezuela para que cobrara el dinero y nos permita la victoria del candidato de la Patria. Ah, y que los apátridas opositores no vengan a decir que es malversación, porque ese cheque voló solito, sin ayuda de nadie. Lo soltaron, la vaina subió, subió y ¡pló!, explotó; el viento lo trajo hasta acá. Que haya caído acá no puede ser sino una casualidad. O, por qué no decirlo, una intervención divina del Líder Supremo. ¿No te parece?” comentó Josué Ramones, voluntario con sueldo del Partido Socialista de Venezuela (PSUV), mientras se persignaba tres veces.

El Comando Hugo Chávez confesó que éste no ha sido el único cheque volador que han recibido en las últimas semanas, y atribuyen esto a la posición estratégica que ocupan sus oficinas sobre el patrón habitual de los vientos en Caracas. El propio Rodríguez aseguró que casualmente han llegado cheques voladores de Petróleos de Venezuela y Corpoelec, y que desde la llegada del primero no cansa de maravillarse de este prodigio, favorecido por el benigno clima caraqueño y la protección que Chávez les concede desde el cielo. “Yo di la orden que aquí más nunca se cierra una ventana. Se apagó el aire acondicionado, y aunque a veces apriete el calor, no podemos darnos ese lujo. ¡Rodilla en tierra, ventana abierta y que esos cheques sigan cayendo del cielo, amén!” afirmó Rodríguez, mientras rezaba un Ave Maisanta y un Chávez Nuestro. Sin embargo un vocero no autorizado del comando oficialista nos comentó, bajo condición del anonimato, que siguen a la espera de los cheques voladores provenientes de Sidor y las industrias básicas de Guayana, pero que hasta ahora solo les han llegado solicitudes de crédito para pagar sus deudas y pérdidas. “Si eso sigue así, a lo mejor tendrán que poner un mosquitero”.

link_cne_cambia_por_error

cargando...