Nacionales |

19 de Abril: día en que Venezuela celebra 203 años de opinión pública manipulable

Con un nuevo aniversario de la gesta del Padre Madariaga, que tal día como hoy en 1810 influyó pícaramente en la población de Caracas para rechazar el mandato español, Venezuela se prepara, como todos los años, para celebrar el día cuando quedó demostrada por primera vez la fragilidad de la opinión pública nacional.

Tulio Gómez, profesor de historia de la Universidad Central de Venezuela, manifestó la importancia que tuvo este suceso en la actual realidad venezolana. “En 1810, mientras el pueblo venezolano estaba reunido frente al ayuntamiento de Caracas, bastó un simple gesto de la mano del presbítero José Cortés de Madariaga para que toda la opinión pública se moviera en contra del Capitán General de Venezuela, Vicente Emparan. Nadie lo dudó dos segundos. Según documentos históricos, la mitad de las personas que estuvieron presentes ni siquiera sabían lo que estaba pasando, pero para ser parte de la fiesta, empezaron a gritarle que no a Emparan. En ningún momento nadie pensó ‘Oye, si hacemos esta independencia así tan rápido, vamos a tener años de guerra. Seguiremos siendo un conuco de caudillos, en vez de hacer transiciones más pacíficas como las de Colombia o Brasil.’ Pues no, nadie pensó eso y nos lanzamos al agua así no más” comentó el historiador, antes de lamentarse de no haber estudiado una carrera que le diera más billete.

“Este hecho tuvo una gran influencia en la vida republicana de Venezuela durante los siglos XIX y XX; es más, me atrevo a decir que esta conducta está más viva que nunca. Hace apenas unos días, el mismo Presidente de la República se encontraba en el Balcón del Pueblo, preguntándole a la multitud si quería que él fuera a la Cumbre de Cartagena. La gente le gritó que no, a pesar de que esa era una decisión que debía tomar la presidencia junto a la cancillería. Pero al parecer, para los políticos venezolanos siempre es importante darle a las turbas una sensación de que su opinión cuenta. Aunque al final todos sabemos quienes son los que salen con las tablas en la cabeza” explicó el historiador momentos antes de que el redactor de esta nota, se quedara sin ideas para un cierre chistoso.

cargando...