Destacada Entretenimiento |

Servando y Florentino preguntan a manager si hoy son chavistas u opositores

Al despertar, luego de cantar anoche hasta tarde en los 15 años de una hija de un ministro y en un acto de campaña de la Mesa de Unidad, los hermanos Servando y Florentino Primera llamaron a su manager para preguntarle si hoy debían ser chavistas o de oposición.

“Todas las mañanas lo llamamos porque coño, uno amanece medio atolondrado después de tanta fiesta y tanto concierto. Uno tiene que saber qué personalidad va a adoptar ese día, porque en función a eso, escogemos nuestro vestuario, nuestro mensaje e incluso las señas que hacemos con los dedos para las fotos” afirmó Servando, mientras se desayunaba un vaso de licuadora lleno de batido de melón. “Antes nos pasaba que decidíamos entre nosotros mismos ‘bueno, hoy vamos a ser tal cosa’ y en el transcurso del día se nos olvidaba, nos enredábamos y terminábamos poniendo la torta. Por eso encargamos de eso a nuestro manager, es mucho más sencillo. Él carga para arriba y para abajo unos cartelitos que dicen ‘chavista’ y ‘opositor’, y siempre se para detrás de las cámaras o a un ladito del escenario y cuando tenemos dudas, lo vemos y listo” confirmó Florentino, segundos antes de tirarle un beso desde la ventana del balcón a unas señoras de servicio que echaban el carro en la plaza.

Logramos conversar con Reina, una de los asistentes del manager de Servando y Florentino, que confirmó que decidir cuál es la personalidad que los hermanos adoptarán durante el día —y cuidar por mantenerla— es una labor de un equipo de 4 personas, lideradas por el manager. “Uno de nosotros se encarga de tener siempre a mano un vestuario rojo y otro azul; otro se encarga de decirle a los guardaespaldas si deben coñacear ese día a opositores o chavistas. Luego tenemos al asistente encargado de inventar las señas con las manos, que es un experto en lenguaje corporal; después está el coach de diálogo, que se encarga de repasar con los hermanos, durante el desayuno, las frases que deben decir para dirigirse a la audiencia de turno. El manager, como ya ustedes saben, tiene la decisión final, y los cartelitos para recordarles en todo momento el papel que están interpretando. Sólo así logramos evitar algún error, como que vayan a pedir libertad en una marcha chavista o más socialismo en una caravana opositora. Es una labor difícil, pero si nos coordinamos bien, todo fluye sin problemas” afirmó Reina, mientras le confesaba a nuestro pasante subpagado que envidiaba su trabajo.

cargando...