Top |

Top 10 de las rivalidades clásicas de Venezuela

rivalidades-1

Cuando en Venezuela pensamos en esas rivalidades clásicas, lo primero que salta a la mente es un Caracas – Magallanes. Pero nuestro país ha cambiado mucho en los últimos años; el socialismo bolivariano nos ha dejado toda una nueva gama de enfrentamientos clásicos que harían palidecer de envidia no solo a uno de aquellos vibrantes juegos entre los Eternos Rivales, sino incluso a esos enfrentamientos que alcanzan niveles épicos de emoción, como un Real Madrid – Barcelona o un Nicolás Maduro – Diccionario Larousse.

Bicentenario vs Mercal

Bic-vs-Mer

Sin duda una de las rivalidades más fuertes en el territorio nacional, este enfrentamiento llega incluso al punto de paralizar el país, en largas colas donde todos los fanáticos dan el 100% de sí mismos por un pedazo de gloria… y cuando nos referimos a gloria hablamos de pollo.

Chino vs Nacho

chino-vs-nacho

Hace algunos años nadie hubiera pensado que esos dos muchachos, uno bello y el otro bueno, Nacho, se convertiría en uno de los clásicos modernos de la actualidad, pero sí. Canciones que volvieron loco a los venezolanos opositores como “Mi Felicidad” y películas  de las que es mejor no mencionar nada como “El Malquerido” hicieron de este dúo una batalla a muerte. ¿Quién es mejor? Solo el tiempo —o las próximas elecciones— podrá decirlo.   

Medicinas vs Sábila

Med-vs-Sabila

Dos estilos muy distintos. Uno científicamente comprobado, con el récord histórico de victorias; y el otro tradicional, apoyado por las abuelas. Parece una lucha desigual; sin embargo, los constantes forfeits que han otorgado las medicinas en el último año han permitido que la sábila gane una importantísima cantidad de fanáticos, que lamentablemente no necesariamente viven mucho tiempo para presumir de su preferencia.

Tamanaco vs Guaicaipuro

tamanaco-vs-gua

Muchas personas creen que los indios presentaron un frente unido contra los españoles, pero la realidad es que Tamanaco y Guaicaipuro se enfrentaron un vez por allá por 1566, por un lío de guayucos, como le decían en la época. Con el tiempo, ellos murieron, o mejor dicho, se convirtieron en un hotel que no puedes pagar y en un mercado que tampoco puedes pagar; pero este enfrentamiento —el de mayor antigüedad de nuestro país— lo mantienen vivo sus herederas, Benita Guaraguata y Adriana Caricote, que mantienen una disputa desde hace años por el semáforo donde piden plata.

Caracas vs el interior

caracas-vs-interior

El claro favoritismo que ha tenido la liga con la capital a lo largo de la historia es lo que ha convertido esta como una de las rivalidades más intensas. El fácil —entre comillas— acceso a los trámites gubernamentales o el reciente beneficio de no quitarle la luz durante 8 horas a Caracas hace parecer que el interior tiene todo en contra; sin embargo, que la capital aparezca constantemente en los rankings de ciudades más peligrosas del mundo nivela las cosas, haciendo que este enfrentamiento solo den ganas de llorar.  

Flux vs Liquiliqui

flux-vs-liquiliqui

Desde mediados del siglo XX, un enfrentamiento silente se ha presentado en los closets de los hombres venezolanos: ¿qué usar? ¿El occidentalizado flux, o el patriotero liquiliqui?. Esta es una lucha sin cuartel: el liquiliqui se sabe con ventaja cuando el político opositor quiere parecer de pueblo; pero el flux gana la mano cuando el político izquierdoso apela a la irreverencia del flux sin corbata. Este es un enfrentamiento clásico que se mantiene empatado y que se vive con intensidad en matrimonios, oficinas y afiches electorales.

Policía Nacional Bolivariana vs Guardia Nacional Bolivariana

guardia-vs-nacional

Sí: las dos son “Nacionales” y “Bolivarianas”, pero eso no implica que jueguen para el mismo bando. Como en esas historias de hermanos enfrentados a muerte, la PNB y la GNB salen a las calles día tras día en una violenta lucha para ver quien matraquea más, quien  secuestra más, quien logra corromperse más, quien siembra más droga y quien logra asociarse con más delincuentes. La única particularidad de este clásico enfrentamiento es que no despierta pasiones, porque ninguno de los dos puede decir que tenga verdaderos seguidores. ¿Quién puede querer a esas mierdas esta gente?

Barras del Caracas vs Barras del Táchira

caracas-vs-tachira

La Federación Venezolana de Fútbol está estudiando citar a las barras bravas del Caracas FC y el Táchira FC en un estadio, dos veces al año, para permitirles caerse a coñazos durante 2 tiempos de 45 minutos cada uno. En el descanso, los equipos a los que aplauden podrían jugar un rato en la cancha, para distraer a los espectadores, siempre y cuando no hayan dejado muchos cadáveres en el engramado.

El Picure vs. Lucifer

lucifer-picure

Toda rivalidad clásica implica el enfrentamiento entre dos bandos, en choques memorables llenos de sudor, adrenalina, entrega, pasión, orgullo, emoción, estrategia, historia, lágrimas, peligro, sangre, granadas, armas largas, cacerinas de 500 balas, violaciones, asesinatos, miembros mutilados, restos humanos metidos en bolsas, cabezas lanzadas dentro de basureros y muchas hazañas más que hacen las delicias de los espectadores, que apoyan a su bando favorito encerrándose en sus casas y escondiéndose bajo las camas.

Gobierno vs Oposición

chavismo-vs-oposicion

Este es uno de los enfrentamientos más lastimosos, bajos, vulgares, vergonzosos y violentos que existe en nuestro país; no es de extrañar que sea el que más pasiones despierta. Sus fanaticadas insisten en burlarse del adversario, sin darse cuenta que los dos son básicamente lo mismo: unos enérgumenos irracionales cuya única diferencia es el color de la franela que visten. Con la diferencia que uno de los energúmenos está en el poder y se creen emperadores del Caribe. Entre ambos, un inmenso grupo de la población que lo único que desea es que este clásico enfrentamiento termine para que todos podamos reunirnos y comenzar a hacer cosas más importantes, como, por ejemplo, trabajar y producir para sacar al país del foso.

cargando...