Top |

Grandes mitos sobre Maracaibo

Todos hemos crecido escuchando cosas sin mucho sentido como, por ejemplo, que Marilyn Manson se quitó 3 costillas para hacerse sexo oral él mismo, que Shakira le vendió a su alma al diablo para pegar sus éxitos y que Lila Morillo tiene 219 años. De las que mencionamos, solo la última es verdad, pues Lila si luce y se ve de esa edad. En nuestra sección de Turismo, (sí, esa sección que escribe un sifrino de Caracas y que le gusta a todo el mundo menos a los que son de la ciudad reseñada) los llevamos hoy a Maracaibo, la Tierra del Sol Amada. Así que échense doble capa de desodorante y acompáñennos a descubrir los mitos de la capital mundial de la arterioesclerosis.

 MITO #1: ¿Se les nubla la mente al cruzar el puente?

Cierto. Esto se debe a que seguramente en la carretera se bajaron 6 vacíos, o que vienen pensando en las empanadas y tumbarranchos que se van a meter apenas lleguen.

MITO #2: ¿Son los técnicos de aires acondicionados los mejores pagados en Maracaibo?

Falso. A pesar de que los técnicos ganan grandes sumas de dinero que les permiten poseer mansiones y harenes, los profesionales mejores pagados en Maracaibo son los cardiólogos, que atienden aproximadamente a 1324 pacientes diarios, a quienes tienen que recetar aspirinas fritas para que los pacientes accedan a tomárselas.

MITO #3: ¿Los nombres maracuchos son enredados?

Falso. Contrario a lo que se piensa, son muy sencillos y permiten saber mucho del pasado de su familia. Por ejemplo, el nombre propio Trimardito nos indica que la mamá se llamaba Trinidad (Tri), que el papá se llamaba Margarito (mar) y que el bebé nació por un huequito en el preservativo, porque a niño deseado no se le pone ese nombre.

MITO #4: ¿Había Orquídeas de Uranio?

Cierto. Sigue siendo un misterio cómo la organización del evento conseguía las cantidades necesarias de este peligroso elemento para elaborar las estatuillas. Se sospecha de contactos con Al-Qaeda. Lo cierto es que una de las cláusulas del concurso indica que la organización no se hacía responsable de futuros tratamientos oncológicos.

MITO #5. Los maracuchos aman a las Águilas del Zulia.

¡Falso! El maracucho ni entiende el béisbol, solo va a los juegos porque en el estadio Luis Aparicio el Grande venden la cerveza más barata y además aman atrapar pelotas de foul, ya que luego pueden freírlas y comerlas con mayonesa.

MITO #6: Cuando hablan con un caraqueño lo insultan sin que él se dé cuenta.

Cierto. La combinación de acento, decibeles y rapidez en el habla les permite emitir insultos que son imperceptibles al oído del caraqueño.

MITO #7. ¿Maracaibo es la tierra del sol amado por el calor?

¡Falso! La llaman así es porque el astro rey es la única fuente de luz que tienen desde hace tres meses.

cargando...