Destacada destacadas home Gente |

Familia culmina temporada anual de peleas en aeropuertos y restaurantes de otros países

La familia Martínez culminó el día de hoy su temporada anual de casi dos meses de peleas en aeropuertos, restaurantes y lugares públicos en otros países.

“Gracias a Dios, todo terminó. El año que viene de verdad no agarraré vacaciones otra vez con mi familia.” Fue la sentencia que realizó Carolina, hija menor de la familia Martínez, al llegar a tierras venezolanas. “Todos los años es lo mismo: decimos que tenemos que irnos de vacaciones y de ahí en adelante, todo se viene abajo. Desde la planificación del destino ya comienza la pelea. En el aeropuerto, mamá se vuelve una loca controladora y cree que conoce el lugar, pero siempre terminamos en la cola del vuelo que no es. Luego en el hotel todos peleamos por elegir la mejor cama, ni hablar de las peleas en público cuando mi papá decide escoger la ruta a pesar de que todos sabemos que está viendo mal el mapa. Lo peor de todo es el momento de las compras, ahí todos sacan las garras, mi hermano menor siempre quiere quedarse con todo el cupo de mi papá y mamá también se pone pichirre y no nos suelta ni un dólar. ¡Esa desgraciada!” Exclamó Carolina, quién aseguró que ya el año que viene cumple 18 años y así podrá pelear con sus amigas en aeropuertos, restaurantes y lugares públicos en otros países.

Agustín Itriago, sociólogo de la Universidad de Los Andes, asegura que este comportamiento no solo se limita a viajes en el exterior. “Usted y su familia puede ir a casa de la abuela y ya va a pelear con todos. Visite la feria de cualquier centro comercial de un lugar turístico y verá cientos de familias peleadas, molestas y que les carcome la idea de que repetirán el mismo error al año siguiente. El grupo más golpeado por los efectos de las vacaciones son los familiares jóvenes y las parejas que todavía no viven juntos. En tan solo unos días se darán cuenta de los horrendos seres que son y lo poco que quieren estar juntos.” Explicó Itriago quién investigará el poco interés de cargar la cava mientras se está en la playa.

cargando...