Nacionales |

Fuerza Armada despliega operativo bélico para destruir juguetes bélicos


En un operativo ordenado por el Alto Mando Militar y el Estado Mayor Conjunto, componentes de las 4 ramas de la Fuerza Armada Nacional movilizaron ayer sus tropas en un ataque frontal y certero contra un grupo de juguetes bélicos, que pretendían violar la soberanía del país armados con pistolitas de plástico.

Voceros del Ministerio de Defensa confirmaron la información. “En el día de ayer, a las 800 horas, aproximadamente unos 80 mil miembros de la FAN, integrados por tropa regular y asimilada del Ejército, la Guardia Nacional, la Aviación y la Armada, en conjunto con la Reserva, fueron convocados en carácter de emergencia por el Comandante en Jefe, Presidente Hugo Chávez Frías, para repeler la invasión al territorio sagrado de la Patria por parte de una serie de juguetes extranjeros que venían armados fuertemente”.

De acuerdo con las fuentes de inteligencia militar que consultamos, la operación, denominada bajo el código “Tormenta en el Vaso de Agua”, implicó la movilización de seis batallones de Infantería Mecanizada AMX-30, los Grupos Aéreos de Caza 13 y 16 de Superioridad Aérea “Sukhoi” y “F-16”, la 42 Brigada de Infantería Paracaidista, el Batallón de Cazadores y los viejitos que desfilaron el día en que el ejército bielorruso hizo su show de “Locomía”.

Luego de violentos enfrentamientos, el Ejército Nacional logró aniquilar la cabeza de playa que el invasor había establecido en los principales puertos y aduanas del país. Sin embargo, fue necesario emplear tácticas de guerrilla urbana y de guerra asimétrica, ya que algunos efectivos de los juguetes invasores lograron atrincherarse en algunas quincallas y jugueterías del país. El comando del ejército estableció un asedio a las posiciones enemigas, y luego de varias jornadas de bombardeo quirúrgico con los cazabombarderos de la aviación y fuego cerrado de artillería, la Infantería decidió atacar los flancos débiles, logrando neutralizar la mayoría de los focos del enemigo extranjero.

La victoria decisiva se selló en el estado Portuguesa, en la llamada “Batalla de la Victoria Infructuosa”, en la cual el Ejército logró dar de baja al comando de los juguetes invasores, liderado por un Buzz Lightyear de pilas (que al morir dijo “Al infinito y más allá”) y un viejo He-Man; así como a su comando élite, un batallón fuertemente armado de Army Men. Fueron tomados como prisioneros de guerra un muñeco Ken, que manifestó ser inocente ya que la guerra le daba asco; y un caballito de palo de escoba, de fabricación nacional, que proporcionaba inteligencia a los invasores, y que podría ser juzgado por traición a la Patria.

El Ministro de la Defensa, dirigiéndose a la ciudadanía en cadena nacional de radio y televisión, confirmó el éxito de la operación “Es con gran orgullo que le informo a la ciudadanía que nuevamente, gracias a la acción valiente y decidida del Ejército Libertador, el país está a salvo. Es mi deber confirmar que la Operación Tormenta en el Vaso de Agua causó 8.135 bajas en el bando de los juguetes bélicos. Apenas se registraron 2 bajas en nuestras filas, la del General Rodríguez Salazar, al cual el fragor de la batalla, sumado a su sobrepeso y al calor propio del llano portugueseño, le provocaron un infarto; y el soldado raso Guanipa Arístides José, que murió de la risa al recibir las órdenes de sus superiores. Con enorme pesar lamentamos informar que, al contrario, no corrimos la misma suerte con las víctimas en la población civil. Hubo cuantiosos daños colaterales: durante el tiempo que duró el operativo, unos 100 compatriotas, todos civiles, murieron víctimas del asaltos a mano armada, el dengue y el Mal de Chagas”.

cargando...