Breves Nacionales |

Supermercado coloca escolta armado en estante para resguardar productos

El alto precio de algunos productos –por no decir de todos–, combinado con su fácil acceso en los estantes y la constante afluencia de personas a los supermercados, crea el escenario perfecto para que aquellos sienten la tentación de llevarse alguna cosa sin pagar, lo hagan. Es por ello que la nueva estrategia de la cadena de supermercados “Quincena a Quincena” es colocar un escolta armado para resguardar los estantes que contengan productos muy costosos.

El gerente de Quincena a Quincena de los Palos Grandes en Caracas, Antonio Hurtado, a quien sus subalternos conocen como “El Sapo Ese”, habló sobre esta nueva maniobra para evitar el hurto de productos: “El costo de las cosas está tan alto que hace que nuestro margen de rentabilidad sea tan pequeño que no podemos permitir que los amigos de lo ajeno anden por ahí, a sus anchas, agarrando productos. Creímos que guardando las cosas más caras como los Pirullines o la Rikesa en estantes de vidrio y colocándole alarmas antirobo a las botellas de anís, íbamos a controlar los robos, pero no, hace falta mayor seguridad. Así que decidimos colocar en los estantes escoltas armados que se encargarán de detener, torturar y asesinar a quien sea que se atreva a querer llevarse un producto sin pasarlo antes por la caja. Bueno, también estos escoltas darán los precios de los productos a los clientes y ayudarán a pasar un trapito de vez en cuando porque al final esto es un supermercado y hay que colaborar, pues”, afirmó Hurtado quien también reveló que con los nuevos precios del café meterán el producto en una bóveda a la que solo se podrá entrar con reconocimiento facial.

cargando...

Recibe cada semana contenido exclusivo que las autoridades del SEBIN sueñan con tener.