Destacada destacadas home Entretenimiento |

Jurado del Miss Venezuela indeciso sobre Miss Futura Prepago de Lujo 2013

Difíciles han sido las deliberaciones del jurado del Miss Venezuela 2013. Aún no logran ponerse de acuerdo para escoger quiénes serán las ganadoras de las distintas categorías en competencia, como la Miss Futura Prepago de lujo —la corona más deseada de la noche—, la Miss Próxima Sirvienta Mami de Telenovelas de Venevisión y la Miss Noviecita de Viejo Verde, entre otras.

Osmel Sousa, presidente de la organización Miss Venezuela y dueño de una impresionante colección de blusas de imitación de Walter Mercado, habló en nombre del selecto y distinguido grupo de jurados, que se encontraban en plena deliberación. “Mira, esa gente está enfrascada en una discusión de padre y señor mío, porque no terminan de ponerse de acuerdo. Claro, es que los títulos que están a punto de otorgar no son poquita cosa, no señor. Cada una de estas niñitas tiene que llevar su título con dignidad durante el próximo año; conscientes de esta responsabilidad, los jueces están partiéndose el coco para escoger a las mejores candidatas” afirmó Osmel, mientras regañaba a una de las misses que se comía las uñas, recordándole la inmensa cantidad de calorías y carbohidratos que las uñas traen para su cuerpo.

“Fíjate, está el título de Miss Futura Periodista que Repite Muletillas, Miss Futura Primera Dama de Algo, Miss Futura Presentadora de Programa Matutino de Telemundo en Miami y Miss Futura Gorda con Problemas de Nutrición. Dime tú si esos no son títulos importantísimos, eso no se puede otorgar a lo loco, no señor. Mira, tú, camarógrafo mestizo de Venevisión, enfócame esta baranda aquí mientras el jurado decide, que eso está de moda. Ya te mando a ponerle unas plumas, y unas cosas her-mo-sas” afirmó Osmel, desde el trono de su imperio, hecho de cartón piedra y escarcha.

Disfrazado con un traje típico hecho de alambre de púas y pendones arrancados de postes, con todo su pelaje abombado bajo el influjo de media tonelada de laca, pudimos infiltrar a nuestro pasante subpagado entre las misses, que esperaban ansiosas el veredicto de los jurados tras el escenario. “¡Ay, manaza, marica, claro que estoy hecha un manojo de nervios, pero es que esta espera me mata! ¡Además, tengo apenas un petipúa relleno en el estómago! ¿Qué iré a ganar? ¿Qué irás a ganar tú? ¿Te aprendiste de memoria tu respuesta? ¡Ay, chama, yo intenté, pero en lo que llegué a lo de paz mundial me volví un ocho, marica! ¿Qué hago ahora?” afirmó una de las misses, mientras serruchaba el tacón de una de sus contrincantes. “¡Marica, es que quiero ganar burda! ¡Si no voy a tener que volver a estudiar y me da flojera volver a cursar sexto grado! ¡Además, hacer educación física me cansa!”.

cargando...