Destacada Entretenimiento |

Actores preparan su mejor look para personas que los van a ver en pijamas

sofa

Actores, directores y jevas malintensas que dicen que hacen dirección de vestuario, entre otras grandes luminarias de Hollywood, preparan cuidadosamente el look que desfilarán este domingo ante millones de personas empiyamadas en todo el mundo, en la noche más importante del cine: la entrega de los premios Oscar.

Logramos hablar con el diseñador de modas Ángel Sánchez quien nos expresó la emoción que lo embarga por haber confeccionado el elegante traje que usará uno de los asistentes de cámara del canal E! este domingo: “Bueno, sí, estamos muy contentos por esta oportunidad porque todo el mundo sabe que los premios de la Academia son una gran vitrina: todo nuestro trabajo podrá ser admirado ese día por millones de personas en todo el mundo, mientras se atragantan de pizza, cerveza y helado. Nuestra haute couture va a hacer que toda esa gente en sus casas se sienta peor de lo que ya se sienten, que se miren en el espejo y vean las pijamas roñosas que tienen puestas y sientan asco y pena de sí mismos. Hemos tenido casos recientes de señoras que ven la ceremonia usando jeans del 2002; jeans a los que le cortan las piernas, jeans que usan con el botón abierto. A esa es a la gente que apuntamos: a ellos queremos bajarles la autoestima. Por ejemplo, anoche vi en un programa en E! que el look que supuestamente lucirá Jennifer López este domingo será un coñazo en el hígado a todas esas señoras que se van a echar a ver la ceremonia con una mascarilla de aguacate en la cara”, comentó Sánchez mientras negó por centésima quinta vez haber sido él la persona que diseñó el avestruz muerto que va a usar Lady Gaga.

John Smith, productor ejecutivo de la transmisión de la cadena ABC, afirmó que apuestan fuertemente a que las personas empiyamadas y mal vestidas les den un gran rating en esta magna cita de la elegancia hollywoodense. “Sí, señores-mal-vestidos. Pónganse su peor gala: este domingo haremos todo lo posible por hacerlos sentir lo peor posible, por venderles un mundo al que nunca podrán acceder. La ceremonia busca recuperar los ratings de audiencia que han ido disminuyendo con el paso de los años. No sólo tenemos planeado tener un beso lésbico entre Betty White y Sofía Loren; también hemos planeado un “accidente de vestuario” en el que será protagonista el peluquín de Donald Trump que va a ser el clímax de la noche. No, no puedo decir más. No insistan, por favor” confirmó el productor, segundos antes de salir a buscar su smoking alquilado a Camargo

link_oscars_no_terminan_in_memoriam

cargando...