destacadas home Internacionales |

Gadafi aprovecha desvío de atención para acabar con la oposición de Libia, Egipto y Venezuela

En una rueda de prensa efectuada hoy desde su carpa-lacio de Tripoli, Muammar Gadafi protestó el hecho de que la atención de todo el planeta se haya desviado a Japón como consecuencia de sus desastres naturales. Asimismo afirmó que estaría considerando aprovechar que nadie lo está viendo para “triturar” y “purgar” a la oposición en otros países árabes, e incluso en Venezuela.

“¿Ah, ustedes no y que estaban muy preocupados por Libia, pues? Aquí yo le mandaba a echar una bombita a la oposición y me crucificaban en la prensa de todo el mundo. Ahora fusilé a 40 civilies y me relegaron a la quinta página del cuerpo de Espectáculos. ¿Qué vaina es esa? ¡Tenía que venir Japón a robarme mi cuarto de hora de fama!” afirmó Gadhafi, mientras le pedía a sus esbirros que le cortaran la mano al traductor por haber traducido mal lo de “cuarto de hora de fama”, ya que lo que él había querido decir era “cuarenta años de fama”.

“Me dejaron solo; está bien, pero ahora, aténganse a las consecuencias” dijo Gadafi mientras le prendía fuego al cadáver del traductor. “Como ya no me quedaba mucha más gente que acribillar aquí en Libia, creo que voy a seguir un pelo más allá, aprovechando que nadie está pendiente. Me dijeron que en Egipto, Argelia, Túnez y Venezuela la oposición estuvo echando vainas: voy a mandar mis Sukhois para allá, que bombardeen toda esa vaina. Sólo les pido que no destruyan los zocos y los bazares, porque me contaron que llegaron nuevas batolas y sombreros” afirmó el hombre fuerte de Libia, mientras se retocaba la escarcha en el pelo.

Gadafi prosiguió su alocución haciendo guiños a los periodistas presentes en su carpa. “Ya que mis amigos de la prensa están aquí, voy a abusar de ustedes y pedirles un favor: háganle llegar mi mensaje a mis colegas dictadores y tiranos del medio Oriente, que aprovechemos que nadie nos está parando mucha bola para masacrar a sus opositores. Miren que lo de “esta gente” allá en Japón como que va para largo. Si quieren llámenme y le echamos plomo a esas ratas. Allí adonde haya una oposición pensando que 40 años son más que suficientes para un tirano, allí estaré yo ayudándolos a acallarlos con mis discursos incoherentes” dijo Gadafi mientras se veía al espejo.

Gadafi reconoció que la falta de atención de la prensa le ha permitido usar atuendos más cómodos para las duras jornadas de represión en el desierto. “Lo fino de que nadie me vea es que he podido estar varios días seguidos en boxer y camiseta Ovejita; mientras no hayan cámaras en Trípoli, no tiene sentido que use mis vestidos de gala. Tengo por ahí una batola guajira que le robé a Soledad Bravo que es una sensación, estoy esperando que vengan los medios para estrenármela. Aquí nada más está Telesur, pero coño, eso no da rating. ¡Dios, apúrense! ¡No puedo aguantarme, quiero ordenar más muertes! Creo que voy a tener que encerrarme a jugar Call of Duty. Ah, no, verdad que Hugo me lo quitó, dijo que me pone violento” se despidió Gadafi, mientras le daba una patada a un bebé camello.

cargando...