Breves Gente |

Abstemio se deprime y descubre que tampoco puede pagar por alcohol

Rodrigo Navarro, un joven abstemio de 25 años, intentó romper su prohibición de tomar alcohol luego de deprimirse por la situación del país, pero cuando llegó a la licorería descubrió que tampoco podía pagar por el alcohol.

El joven quien ya no es abstemio por elección sino por pelabola, contó a nuestra redacción los detalles de su depresión. “Era un día normal y corriente como todos, pero me pasaron todas las cosas feas que le puede pasar a una persona en Venezuela: me matraqueó un policía, se me bloqueó la tarjeta en un supermercado y hasta mordí una empanada y era de queso. Yo era abstemio, nunca he tomado ni he querido tomar alcohol en la vida, pero terminé molesto y deprimido y tomé la decisión de hacer que cualquiera hace cuando está así: beber alcohol, escuchar vallenatos y escribirle a mi ex. El problema fue que cuando fui a la licorería todo estaba absurdamente caro, así que desistí y fui a comprar piedra. Quizás en un tiempo, el grupo de toxicómanos anónimos me dé el confort que necesito” sentenció el joven mientras se daba cuenta que el punto está dolarizado.

 

cargando...